Condena de dos años y seis meses en suspenso: malestar de la familia de la víctima

80

El juicio que comenzó este martes y tenía como imputada a Dayana Reales, por el supuesto delito de homicidio culposo, entró en su recta final en el Juzgado Correccional N° 3, tras la lectura de los alegatos del fiscal Víctor Figueroa, el abogado defensor de la imputada, Dr. Quintar, y el abogado querellante de la familia de la víctima Noelia del Socorro Villacorta,

Tras el pedido del fiscal de dos años y seis meses, esto por la conducción imprudente y seis años de inhabilitación para conducir, finalmente el juez Javier Herrera, adhirió a este pedido y sentenció a Reales a esta condena siendo la misma en suspenso.

Según el fiscal, esta solicitud, que fue ratificada por el tribunal, se basó en los testimonios de la hermana de la víctima, quien dijo que si bien la Noelia del Socorro Villacorta caminaba cerca la ruta y en el mismo sentido que el tránsito, el siniestro no se habría producido si la motociclista hubiera tenido luz en el rodado menor, además de conducir prudentemente.

Además de la pena, Figueroa solicitó al juez que se remitan copias a la Fiscalía General para que se investigue un posible delito en la cadena de custodia de los formularios y muestras de las extracciones sanguíneas. El pedido es en razón que la bioquímica, al momento de testifcar dijo que no era el formulario que completó.

Al momento de dar su última palabra, la acusada, pidió perdón a la familia de la víctima.

“Hubiésemos querido que sea más”

Tras conocerse el fallo, Lidia la hermana de la víctima, manifestó su malestar con el valor de la sentencia. Consideró, en diálogo con La Unión, que sentencia “creo que es poco, en función de todo el daño que ella ha causado. Como familia, hubiésemos querido que sea más, pero bueno, es lo que ha dictaminado la Justicia”.

La mujer, tras volver a marcar “que no estamos conformes”, se refirió al pedido de perdón de parte de Reales. “Tuvo cuatro años y ocho meses para hacerlo. Vivimos cerca y nunca vino. Nunca sucedió el pedido de perdón y lo de ahora, fue porque se lo pidió su abogado”. Lamentó luego la vida perdida de su hermana, indicando “nada se puede recuperar”. fuente:launiondigital